El emprendimiento como forma de vida

Artículo publicado en *La Vanguardia*, Suplemento dinero:  

En la escuela La Maquinista se lleva a cabo un proyecto de creación de empresa desde P4

“Me di cuenta que a los universitarios les cuesta mucho crear una empresa, porque nunca nadie antes les ha enseñado como hacerlo ni se les ha preparado para ello”, declara la doctora en economía, profesora de la Universidad de Barcelona (U.B.) y maestra de la escuela La Maquinista, Ana García. Ella impulsó un proyecto de creación de empresa para niños. “El mercado laboral no necesita repetidores de acciones que trabajen en una cadena de montaje porque ahora se produce en la China. Necesitamos empresarios capaces de generar empleo y eso es lo que tratamos de conseguir con este proyecto”, explica ella.

Es una iniciativa que se lleva a cabo cada año, en todos los cursos de la escuela, de manera que cuando los alumnos de La Maquinista terminen la educación primaria habrán creado ocho empresas. “No se constituyen legalmente pero sí ejecutamos los pasos que un empresario debería seguir –aclara García, y puntúa:- Los resultados que me han presentado los universitarios se parecen mucho a los que hemos conseguido con estos niños”.

Es fundamental aprender matemáticas o lengua, pero estos conocimientos se pueden adquirir de muchas maneras y una de ellas es a través de proyectos que además inculquen valores como la cooperación, la creatividad, la capacidad de decisión o la superación personal. “Hay competencias que se adquieren a través de la experiencia, eso explica que los alumnos que algunos alumnos que sacan excelentes en la escuela después son incapaces de encontrar empleo”, observa el profesor de la escuela de E.S.O y Bachillerato Súnion, Rubén Wasenberg, quién enseña una asignatura de libre elección en la que pide a los estudiantes que lleven a cabo un proyecto real.

“Este curso estamos preparando el videoclip del grupo de música La Pegatina. Mi objetivo es motivar los estudiantes y creo que lo consigo porque se apuntan ochenta alumnos y solo puedo conceder treinta plazas”, analiza Wasenberg. “De hecho, el curso ha finalizado y ya han aprobado la asignatura, pero como el videoclip está a medias, seguimos reuniéndonos para trabajar”, afirma Wasenberg.

“Se debe incentivar la intraemprendeduría, que estimula el surgimiento del espíritu emprendedor dentro de las organizaciones y también la emprendeduría en asociaciones sin ánimo de lucro”.

“Que los alumnos trabajen en equipo para conseguir un objetivo común es muy positivo para su crecimiento”, explica un miembro del proyecto Cultura emprendedora en la escuela, impulsado por la Diputación de Barcelona, Rosabel Hernández. Siguiendo las directrices marcadas por la Unión Europea en materia de emprendimiento, la Diputación puso en marcha esta iniciativa que se encuentra en fase piloto y que se desarrolla en 31 municipios y en 53 escuelas del área metropolitana. En este caso, tan solo participan los alumnos de quinto y cuentan con el “apoyo de la estrategia local –especifica Hernández, quién añade:- porque el Ayuntamiento de cada municipio se implica y pone en contacto los alumnos con los empresarios de cada ciudad para que los apadrinen o colaboren de alguna forma”.

“El Gobierno apuesta por la cultura del emprendimiento y anima a elegir este camino. Sin embargo, hay una realidad engañosa, porque crear una empresa es difícil, arriesgado y no todo el mundo es capaz de hacerlo”, formula el director de Creable, Jordi Soler Martí, quién ha constatado este comportamiento desde su experiencia en su propia empresa, una consultoría estratégica y gestora cultural que asesora a emprendedores.

Eso explica que la escuela La Maquinista haya comunicado su proyecto al resto de escuelas del distrito y les haya ofrecido su ayuda para llevarlo a cabo y que, de momento, ninguna se haya animado. Desde la Diputación se han encontrado ante la misma situación de desconocimiento y han requerido de los servicios de la empresa Valnalon para que formara los docentes y les explicara cómo se crea una empresa.

“La Maquinista es una escuela ubicada en el Bon Pastor. Este proyecto sirve para demostrar que todos somos capaces de convertirnos en empresarios, vengamos de donde vengamos”

El emprendimiento puede ser una forma de vida. “Se debe incentivar la intraemprendeduría, que estimula el surgimiento del espíritu emprendedor dentro de las organizaciones –propone Soler y Martí, quién matiza:- o también el emprendimiento en asociaciones sin ánimo de lucro”. Eso es lo que necesita un país en crisis en el que el tejido industrial está muy debilitado, como es el caso de España. Si el emprendimiento se empieza a trabajar desde la infancia, probablemente los resultados en la edad adulta serán más fructíferos. “Estas lecciones son una manera de prepararlos para el futuro que les espera, en el que seguramente tendrán que cambiar muchas veces de empleo”, comenta Soler Martí.

“El proyecto de creación de empresa para niños de la Maquinista, una escuela ubicada en el Bon Pastor, también es una manera de romper tópicos y de hacer entender que todos somos capaces de convertirnos en empresarios, vengamos de donde vengamos. Tan solo hace falta tener conocimiento sobre la materia, ilusión y ganas de trabajar”, apunta García. Como resume Soler y Martí: “Hay que luchar contra el miedo al fracaso, cuando abres una empresa te pueden pasar dos cosas: que te salga bien, estadísticamente uno de cada tres emprendimientos, o que aprendas mucho”.

Entrevista a Iñaki Gabilondo

He tingut el plaer, també, d’entrevistar a un dels peixos grossos del periodisme: a Iñaki Gabilondo.

Impecable discurs, el d’ell. Si hi haguessin més periodistes amb els seus principis, el panorama dels mitjans de comunicació seria més creïble i responsable. Aquí ho deixo… xDGabilondo 2

Entrevista a Jordi Évole quan era Follonero

Avui, Jordi Évole és un dels pocs periodistes d’investigació de la televisió del nostre país. El 2007, quan el vaig entrevistas, ningú s’ho podria imaginar. Em vaig posar en contacte amb ell perquè m’agradava el seu paper de Follonero en els programes del Buenafuente. Jordi Évole, que va començar buscant brega en un programa d’humor, ara és el director i presentador d’un programa d’investigació (per a mi, el millor). La vida dóna tantes voltes que mai es pot saber què ens depara el destí! Em pregunto on em portarà a mi!

Evole